lunes, julio 31, 2006

¡Fuera estrés!



En un determinado tiempo y que mejor lugar que una isla, podemos observar y encontrarte contigo mismo, cuando vas rumbo a ella, vez lo que es la inmesidad del mar, vez el tiempo como trascurre y notas como pasan los delfines, no hay un niño que no le gusten los delfines y tampoco hay un delfín que no le gusten los niños. Cerramos lo ojos, respira profundamente e imagina ahora el lugar más bello de la tierra y añádele algo de música, para alcanzar la serenidad física y emocional. Despues de un dia, de pesca, baño y mucho sol, llega la hora de dormir a los mas pequeños tripulantes, le llevamos libros ... ¡sí! para esa horas, cuando los niños van a dormir, ese momento es fundamental para expresar afecto, compartir inquietudes y crear valores, todos debemos buscar un momento y un espacio para leer, porque ese ejemplo perdurará en las mentes de tus hijos para siempre.

Disfruta la vida...ufssssss

¡Oh memoria, enemiga mortal de mi descanso!Cervantes

3 comentarios:

Carlos dijo...

Oh, sí! Que paz! esto debe ser el nirvana, supongo!
Me transportaste a un lugar que no recordaba hacía tiempo. Serán mis mejores vacaciones de este año, seguro, se respiraba tanta paz...
un gusto leerte!

CABINA AÉREA dijo...

..que rica esa playa....yo quiero ir
je,je,je,je
Saludos amiguita

alida dijo...

Carlos…esa isla para mi es un paraíso me trae lindos recuerdos y muchos sustos jajaja

Bea… jajaja cuando quieras